Santuario Nacional de La Inmaculada Concepción
Washington D.C.
Como parte de la jerarquía católica de Estados Unidos, Mons. Arias es también miembro de la Conferencia Nacional de Obispos Católicos (NCCB) con sede en Washington D.C. y dentro de ella ha sido miembro de la Comisión de Obispos para América Latina, Comisión para Asuntos Hispanos, Comisión para el V Centenario de la Evangelización de América, Comisión de Comunicaciones y Comisión para el Desarrollo Humano. Las oficinas centrales de la Conferencia Nacional de Obispos de Estados Unidos está en Washington, D.C. Allí está también la gran Basílica Nacional de la Inmaculada Concepción, patrona de la nación y la Universidad Católica. Los Obispos de Estados Unidos se reúnen anualmente en Noviembre en Washington y en Junio en las diferentes regiones del país.
   
Obispos Católicos del Estado de New Jersey

Visita Ad Limina con el Papa Juan Pablo II
en el Vaticano (1984 and 1998)
Los Obispos de Estados Unidos se agrupan en provincias eclesiásticas. Los Obispos de New Jersey forman una provincia con el Arzobispo de Newark como moderador. New Jersey tiene unos 9 millones de habitantes, de los cuales aproximadamente el 50% son católicos. Dada la cercanía que existe entre las diversas diócesis se procura que las normas eclesiásticas sean llevadas a cabo buscando una armonía; así también se coordinan esfuerzos o planes para un mayor progreso de la fe e instituciones católicas del Estado.
Mons. Arias es miembro de la Junta de Obispos de New Jersey. Esta junta se reúne cada dos meses para estudiar y coordinar asuntos de interés comunes a todas las cinco diócesis del Estado: Newark, Paterson, Metuchen, Trenton, Camden y dos más de rito oriental. Así mismo se preocupa de los asuntos de legislación estatal que tienen una incidencia sobre asuntos religiosos, morales y sociales.
En tiempos de Cristo el imperio romano abarcaba una gran parte del mundo entonces conocido en Europa, Asias y Africa. Roma era su capital; importante no solo por ser la sede del poder político, sino por su gran población y por el florecimiento de su cultura, artes y ciencias y por sus espectaculares monumentos. Quizá por esa gran importancia San Pedro decidió ir a Roma a implantar la fe cristiana y de ella fue el primer obispo. Pedro actuó como cabeza de los apóstoles desde el principio y sus sucesores en Roma han sido igualmente reconocidos como sucesores de Pedro. San Pablo también estuvo en Roma anunciando el evangelio de Cristo. Pedro y Pablo sufrieron el martirio allí y ambos fueron sepultados en Roma. Las Basílicas de San Pedro y de San Pablo fueron erigidas en el posible lugar de sus sepulturas.
Los Obispos suelen ir a Roma cada cinco años para hacer su "Visita Ad Limina", una visita a la tumba de San Pedro y a su actual sucesor el Papa para hablar brevemente sobre la situación pastoral en cada diócesis y escuchar un mensaje del Papa sobre algún tema importante. El Papa suele invitar también a celebrar la Misa con él en su capilla privada y a un almuerzo. Se aprovecha también la ocasión para visitar algunos departamentos del Vaticano de interés y las 4 Basílicas principales. Mons. Arias ha ido junto con los Obispos de New Jersey y Pennsylvania en varias ocasiones, como en 1983, 1988, 1993, 1998, así como otras visitas con motivo de eventos especiales. Durante ellas ha tenido la oportunidad de hablar personalmente, orar y comer con Juan Pablo II.
   
Obispos de Newark visitan al Papa Juan Pablo II
 
   
 
Obispos de New Jersey y Pennsylvania celebran
Misa con el Papa en su capilla privada
   
Mons. Arias saluda a la Madre Teresa de Calcuta
en la Catedral de Newark
   
 
Obispos Agustinos Recoletos se reunen en un Congreso Misionero en Madrid
 
   
Mons. Arias en una audiencia en el Palacio Real con
Juan Carlos I Rey de España, Madrid 1992
   
De derecha a izquierda: Mons. Arias, el Presidente
de España Jose M. Aznar, Benny Castro y
Jose Antonio Arias en una visita del Presidente
a la ciudad de Nueva York.
Vuelta al Indice